1/25/11

¡Qué melones, mami qué melones!




«Sin los melones los populares no ganan».

«El PPD tiene que vaciar el PIP para ganar».

«Si el PPD no convence a los independentistas, no tienen oportunidades de ganar».


Distintas versiones de esas frases se escuchan a diario entre analistas de radio, columnistas y politólogos de cafetín. En la política puertorriqueña se da por sentado la existencia de los melones (pipiolos que votan por el PPD; verdes por fuera y rojos por dentro) y su rol vital en las victorias del PPD.


Afortunadamente, podemos probar fácilmente esta teoría.


Veamos, si los melones son la clave de las victorias populares, entonces los resultados electorales deberían reflejar que el PIP saca menos votos cada vez que el PPD gana y viceversa, ¿verdad?

Niños y niñas, A LOS NÚMEROS...



Antes de comenzar, unas notas técnicas.
Primero, sólo consideramos victorias del PPD aquellas en que el Partido logró capturar la mayoría de las alcaldías, así como ganar la Cámara y el Senado. Es decir, las elecciones del 1972, 1988 y 2000.

La
victoria de Acevedo Vilá en el 2004 no puede categorizarse como una victoria del PPD porque el Partido perdió en toda la isla. En el 2004 Acevedo Vilá le ganó a Rosselló y el PNP le ganó al PPD. De hecho, el PPD obtuvo 16,000 votos integros menos que el PNP.

Segundo, la victoria de Hernández Colón en 1984 es interesante pues si se
suman los votos del PNP de Carlos Romero Barceló con los votos de Hernán Padilla y el Partido Renovación, Hernández Colón hubiese perdido esas elecciones. Sin embargo, el PPD ganó cómodamente las Cámaras Legislativas. Vamos a excluir esta elección del análisis pues existen anomalías muy particulares de ese ciclo electoral. Dígamos que siempre que un partido mayoritario se divide, en este caso el PNP, cualquier cosa puede pasar y los análisis convencionales no son de mucha ayuda.

Por último, tampoco vamos a analizar las victorias del PPD bajo Muñoz, porque sería absurdo. Las
pelas (en serio, pelas, zurras, comías 'e...) que daba el PPD de Muñoz nunca se van a repetir. Las condiciones para esas victorias ya no existen y no vale la pena analizarlas a la luz del Puerto Rico circa 21st Century. (Si quieren leer de Muñoz los refiero a este post de Nelson E. Vera Santiago
). Además, no creo que nadie hablara de melones para ese entonces...



Hipótesis Melonística
Si los melones existen, entonces el PIP saca menos votos cada vez que el PPD gana. O sea, el por ciento de votos del PIP se redujo durante las victorias del PPD en el '72, '88 y '00. (En un post futuro analizaremos la teoría a la inversa, a decir, que el PIP saca más votos cuando el PPD pierde).

La elección del 1972
Un joven (un pollo decía mi abuela) Presidente del Senado, Rafael Hernández Colón enfrentó al primer Gobernador PNP, Luis A. Ferré. El PIP nominó al Lcdo. Noel Colón Martínez. En la categoría de "otros" el Partido Unión nominó a Antonio J. González, el Partido Auténtico Soberanista (sorry MUS, alguien llegó primero) a Jorge Luis Landing y el Partido del Pueblo (el que fundó Sánchez Vilella) a Antonio J. González.


Los resultados:

Votos (%)

Votos(#)
Esta fue, sin duda, la última gran victoria del PPD, copando la Legislatura y ganando la gobernación en 72 de 78 municipios. Seguramente, una victoria tan contundente no hubiera sido posible sin el brinco masivo de los melones enamorados de Hernández Colón, right? Bueeeeno...

Vamos a ver como le fue al PIP en el (1968).




Elecciones 1968
Jummm. En el 1968 el PIP tan sólo sacó 32,000 votos para un 3.5%. En el 1972, el PIP aumentó significativamente el número de votos, doblando los mismos a 70,000, aumentando en 1.9% su margen de votos. Y con todo y eso, el PPD ganó.

Evidentemente, la cosecha de melones no se dió en el '72.



La elección del 1988
Hernández Colón contra Baltasar Corrada. Por el PIP, Rubén Berrios. Fue la primera vez, desde 1964, que un Gobernador popular logró revalidar en la gobernación. La última desde entonces. Entre los highlights de la campaña recordamos la primera aparición en una papeleta del Dr. Pedro Rosselló, y el segundo debate a la gobernación en el que Hernández Colón apareció a mitad del mismo retando a Baltasar a que «echara pa' lante».


Otra victoria sólida del PPD, RHC ganó en 54 municipios, copó la Legislatura y la mayoría de las alcaldías. ¿Como le fue al PIP? Súper bien.

Votos (%)
Votos (#)
En el 1984 el PIP apenas retuvo su franquicia electoral con 61,312 (3.6%) para Fernando Martín, quedando en cuarta posición detrás del Partido Renovación de Hernán Padilla. En el 1988, con Rubén Berríos de candidato, el PIP obtuvo un saludable 5.5% con 99,206 votos, un aumento de casi 40,000 votos más que en la elección anterior.


Algo está claro, Cuchín revalidó en el '88 sin jartarse de melones.

La elección del 2000
¡Mira que linda! 'Ña Sila enfrentó al súper secre Pesquera en un duelo que ahora desde la distancia no parece haber sido a muerte. Por el PIP, un rejuvenecido Rubén Berríos corrió una excelente campaña luego de su larga estadía como desobediente civil en Vieques.



Elecciones 2000

El PPD obtuvo su primera victoria en 12 años, ganando en 49 pueblos, la Legislatura (se aplicó la Ley de Minorías en el Senado) y la mayoría de las alcaldías. El PPD obtuvo 978,000 votos para un 48.6% versus 919,000 votos (45.7%) del PNP. El PIP mantuvo su franquicia electoral con 105,000 votos para un 5.2%. Es decir, en otra victoria del PPD el PIP aumentó significativamente su margen de votos. Al compararse con el '96, Rubén Berríos obtuvo 30,000 votos más que David "se acabaron las vacas sagradas" Noriega, para un aumento de 1.4% en por ciento de votos emitidos bajo la bandera verde.

Doña Sila ganó convincentemente y el PIP aumentó significativamente sus votos. ¿Y los melones, a'onde están?


Conclusión preliminar: No parece haber una correlación entre las victorias del Partido Popular Democrático y una reducción de votos del PIP. Por el contrario, en la era moderna, el PIP ha aumentado significativamente el número de votos de su candidato a la gobernación cada vez que el PPD gana.

En las últimas tres victorias completas del PPD (1972, 1984, 2000) el PIP obtuvo más votos que en el ciclo electoral que le precedió. Incluso, aún incluyendo la elección de 1984 (donde el PIP sacó menos votos que en el 1980), encontramos que en un 75% de las veces, el PIP y el PPD aumentan su margen de votos cuando los rojos ganan.

No aparenta existir correlación estadística entre victorias del PPD y reducción de votos del PIP. La teoría de los melones parece estar en intensivo.

En una próxima entrada analizaremos como le ha ido al PIP en las derrotas del PPD. Además, veremos si hay mejores correlaciones para explicar el desempeño electoral del PPD ya que sospechamos que hay mayor correlación entre la participación electoral y las victorias/derrotas del PPD.

Moraleja: No crea todo lo que escucha en la radio, lee en los periódicos o encuentra en Internet. Sobre todo no le crea a analistas cuyo único trabajo es leer el periódico y ‘espepitar’ lo primero que le viene a la mente sin hacer el más mínimo esfuerzo de investigación y, ahem, análisis.


Moraleja #2: Al igual que con los maestros, necesitamos más y mejores analistas.









(Nota de los autores: Este post se publicó simultáneamente en La Acera.)




Luis S. Herrero es socio de la firma de consultoría web explorercompany.com y abogado en San Juan, Puerto Rico. Disfruta de escuchar AM, escribir en tuitel y resolver los problemas de Puerto Rico con par de palos encima. Lo puedes seguir en @lherrero

8 comments:

  1. No aparenta haber correlación, punto. Estadística o no, eso es materia de un análisis precisamente, estadístico. A medida q leía el artículo pensaba q el problema entonces con el PPD particularmente (pq los problemas con el PIP, vamos, son de otra índole) se deriva más que del puro proceso electoral, del proceso social de participación ciudadana y de un problema de convocatoria por parte del PPD. Más que arrojar luz sobre la relación PPD/Melones, este documentado análisis (aún cuando por razones del autor hace un uso selectivo de datos electorales, cosa que en estadística pura es imperdonable e insostenible)saca a la luz el asomo de una triste verdad para el PPD: en lugar de atraer ciudadanos al proceso electoral, LOS ESPANTA. Gracias por nada, PPD.

    ReplyDelete
  2. Lo de los usos selectivos sabía que iba a levantar críticas. Pero lo hizo por una razón puramente utilitaria.

    Decidí dividir el post en dos (1ra parte victoras del PPD/ 2da derrotas) porque sino me iba a salir demasiado largo para un blog.

    Anyway, pa eso están los economistas. Pa caerme encima!

    ReplyDelete
  3. Yo siempre crei que cuando se hablaba de melones se referia no a votantes del PIP sino en realidad a personas afiliadas al ideal de la independencia que nunca votan por el PIP pero si votan por el PPD para que el PNP no gane. Puedo estar equivocado en ese analisis.

    ReplyDelete
  4. Hay otras dos cosas debes analizar y seria interesante ver, primero si el crecimiento del PNP en los ultimos años es atribuible a que la gente ya no piensa en el ELA como una solucion a largo plazo para PR.

    Segundo hay que ver el cambio que durante los ultimos 20+ años ha ocurrido en regiones de la Isla que antes se consideraban solidas del PPD y ya no lo son. Por ejemplo como el centro y oeste de la Isla han cambiado de partido con el paso de los años.

    ReplyDelete
  5. Carlos, es muy posible que ese sea el caso.

    Sin embargo, no deja de ser importante que en las victorias del PPD el Partido Independentista también aumente su cantidad de votos.

    Yo lo que creo es que la base del PPD es más "soft" que la del PNP y por ende más propensa a qudarse en su casa por infinidad de factores (econímicos, desánimo, etc.).

    ReplyDelete
  6. Carlos, respecto al segundo post.

    Sería súper interesante sacar esos número.

    Primero quiero terminar con esta serie de posts y ver como podemos expandir el asunto.

    En PR hay mucho análisis, pero muy muy muy poca data.

    ReplyDelete
  7. Anyway, espero ver los proximos posts pronto,muy buen analisis :D

    ReplyDelete
  8. A lo que me referia con biased es que estamos infiriendo, mirando solo algunas tablas. Hay que amarrar un porque a esos numeros. Un contexto historico.
    Pero de nuevo, quizas he sido demasiado precipitado en mi comentario. Este es precisamente el tipo de analisis que necesitamos. Seguiremos viendo su serie de articulos, estan reinteresantes. Tenemos un mar de datos de la CEE y de la oficina del Censo.
    Ahora, concuerdo que la apatia a votar o la gesta patriotica de desbocar al enemigo rojo (o azul) es un factor determinante en quien gana la eleccion.
    Como nota final esperamos el dia en que los partidos sean realmente honestos con las opciones de status que proponen. Y no creo que dos o tres partidos adicionales vayan a mejorar esa honestidad.

    ReplyDelete

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...